Noticias

AGO

10

2017

Motivos para recibir una inspección de Prevención de Riesgos Laborales.


Como empresario en cualquier momento puedes enfrentarte a una inspección de trabajo por sorpresa en materia de Prevención de Riesgos Laborales (PRL). Tanto autónomos como empresas están obligados a aplicar medidas de seguridad para esa prevención con el objetivo de garantizar el cumplimiento de la ley 31/1995 y evitar infracciones.

Pero, ¿cuáles son realmente los motivos para recibir una inspección de PRL?

- En muchas ocasiones no existe un detonante para recibir una inspección de trabajo que evalúe la seguridad y salud laboral de nuestro negocio, sino que se tratará más bien de un procedimiento rutinario.

- Por apertura de un centro de trabajo o la solicitud de cualquier licencia para el desarrollo de una nueva actividad empresarial.

- Por la denuncia de un trabajador, ex trabajador o cualquier persona vinculada (antes o después) al negocio.

- En caso de que se haya producido un accidente laboral múltiple o grave acontecido en el seno de la empresa o bien durante la actividad de la misma (sin embargo el accidente in itinere, es decir, el que ocurre en el trayecto de ida o vuelta al puesto de trabajo, no estará sujeto a inspección).

- Por petición o solicitud de informe de otras administraciones de autoridad laboral en tu propia comunidad autónoma.

Cuando llegue el inspector reclamará el acompañamiento durante la visita de quien asume la gestión de la PRL, así como la presentación de una documentación determinada. Es necesario aportar únicamente la información requerida durante la inspección, y algunos de estos documentos son:

- El plan de prevención de riesgos laborales.
- Las medidas de protección implantadas, así como los certificados obligatorios que variarán en cada sector.
- El material preventivo de accidentes de trabajo.
- Los resultados de los controles de salud a empleados.
- La evolución de riesgos y planificación de la acción preventiva.
- El documento de asociación a efectos de accidentes de trabajo.
- Una relación sobre los accidentes de trabajo y enfermedades profesionales que hayan durado más de un día.
- Infracciones y sanciones derivadas de la inspección de PRL.

En cuanto a la sanciones y multas en materia de prevención de riesgos laborales estas pueden ser leves (de 40 a 2.045 euros), graves (de 2.046 y 40.985 euros) y muy graves (de 40.986 hasta 819.780 euros).

*Fuente de la información ‘Infoautónomos’
Volver