Los trabajadores por cuenta propia tienen que hacer frente, diariamente, a muchos condicionantes que hacen bastante complicada su andadura profesional. Según un estudio sabemos que la situación que produce un mayor estrés financiero a los autónomos es, con el 83,5%, la pérdida de clientes. El hecho de perder ingresos los lleva a tomar decisiones como trabajar estando enfermo o en periodo vacacional.

Atendiendo a eso 8 de cada 10 autónomos asegura haber trabajado malo, y más de un 67% afirma reducir a menos de 22 días al año sus vacaciones. Igualmente más de la mitad de los trabajadores por cuenta propia de este país asegura no estar preparado para hacer posibles imprevistos financieros que puedan sobrevenir.

Y a la pérdida de clientes le sigue de cerca, con un 80%, la preocupación por la jubilación. La pensión media de un autónomo es casi un 42% inferior a la media de un trabajador en régimen general (a pesar de las nuevas medidas que han entrado en vigor con la Nueva Ley de Autónomos que permiten la compatiblización del cobro de la pensión de jubilación con seguir trabajando por cuenta propia). A pesar de ello 8 de cada 10 autónomos tendrá que jubilarse más tarde que los asalariados, aún cuando por norma general ya se suelen jubilar dos años más tarde.

De esta lista de preocupaciones no se escapa la que tienen los autónomos por el retraso o impago de los clientes, ocupando el tercer puesto en el ranking, y seguido de la inversión inicial para emprender el negocio. En este sentido una de las medidas mejor acogidas de la Nueva Ley de Autónomos es la de la ampliación de la Tarifa Plana a dos años, algo que permite invertir las ganancias en el desarrollo de la actividad.

También tienen un lugar en el listado de preocupaciones las declaraciones trimestrales y anuales que tienen que hacer los autónomos a Hacienda.

En resumen este informe deja bien clara la percepción que tienen los propios trabajadores autónomos sobre su situación laboral, así como la vulnerabilidad de un colectivo que se siente desprotegido en muchas ocasiones. Pero no todo va a ser negativo, y a continuación vamos a ver un último dato para el optimismo: más del 62% afirma que le gustaría seguir trabajando por cuenta propia el resto de su vida profesional.

*Fuente de la información ‘Infoautónomos’.